MUERDE MUERTOS es una editorial de autores contemporáneos, abocados a la literatura fantástica, el terror, lo erótico y aquellas obras que apuestan a estimular la imaginación.

La Nación: ¿Prestar o no prestar libros?

Pablo Martínez Burkett, autor de Mondo cane (Muerde Muertos, 2016), habló con Daniel Gigena para el diario La Nación sobre su pasión por los libros. “Durante una porción sustantiva de mi infancia y adolescencia, primero mi padre y luego mi madre oficiaron de bibliotecarios —cuenta otro narrador, Pablo Martínez Burkett—. Crecí rodeado de libros. Por eso no es de extrañar que las habitaciones de mi casa de adulto estén pobladas de bibliotecas. Mi devoción por los libros es tal que no descarto que mentes más esclarecidas me tachen como un maniático desquiciado. Mi afición bibliófila puede compararse con otros vicios como la bebida o el juego”. El autor de los relatos de Mondo cane sostiene que en otros aspectos de su vida es un hombre despojado. “Pero prestar un libro me puede provocar un severo desarreglo nervioso. Aunque parezca un contrasentido, prefiero regalar el libro y ahorrarme la espera del hijo pródigo. Con vana ilusión hasta he adquirido un software de gestión profesional de bibliotecas. Pero no me salvo”, afirma con humor y resignación. Martínez Burkett hizo enmarcar cerca de sus libros una copia de la Cédula de Excomunión expuesta en la Biblioteca Antigua de la Universidad de Salamanca. Nota completa aquí.